terapias psicologia bogota padma terapia

La Estafa Emocional

[vc_row][vc_column][vc_column_text]Si eres un fiel admirador de Netflix te habrás podido dar cuenta que “El Estafador de Tinder” es una película – documental que ha llamado la atención especialmente de quienes hacen uso de las redes sociales para conocer personas y por qué no, para conocer al amor de su vida. Sin embargo, también ha sido objeto de la mirada crítica de los expertos y de las autoridades quienes hacen un llamado a la prudencia con el uso de este tipo de aplicaciones para evitar ser estafados.

 

Ahora bien, si te detienes un poco a analizar el documental y el mensaje que pretende dar a entender, ¿Cuál crees que sería el aprendizaje que dejó para tu vida?

Acá te damos algunas perspectivas al respecto.

El estafador en todo momento solo hacía una cosa para estafar a sus víctimas: darles seguridad de que las quería, lo cual no está lejos de la realidad actual. Las víctimas no solo cayeron al verse deslumbradas por lo guapo de su protagonista, por lo romántico o por el dinero sino porque, lamentablemente, la búsqueda de amor, de aprobación y de atención las hicieron vulnerables. Todo esto como consecuencia de las creencias que han sido transmitidas y de la idealización del cuento de hadas que nos contaron una y otra vez cuando éramos niñas.

El estafador fingió ser el hombre para el que al fin serían las elegidas y eso que a algunas de ellas ni las veía en persona ya que siempre estaba de viaje, pero les escribía, las escuchaba, tenía detalles con ellas, era atento y estaba pendiente, algo que es más de lo que estamos acostumbradas a recibir.

No solo les robó dinero sino también cariño, atención, el corazón y su cuerpo para unas noches a cambio de eventuales salidas y sobre todo de muchas palabras…Y aunque parezca que es solo una película, creo que muchos de nosotros hemos sido víctimas de estafadores como los de Tinder, sin que haya sido necesario entrar a una red social. En algún momento hemos dado todo por una persona que no hizo o no ha hecho sino darnos lo mínimo que merecemos y nosotras nos conformamos con eso porque muy por el contrario del adagio popular… a veces preferimos “estar mal acompañadas que solas”. Qué horror!

¿Y por qué ocurre esto? Pues muy sencillo: porque nos enseñaron a amar, pero no a amarnos, nos enseñaron a dar, pero no a recibir, no sabemos exigir, no sabemos defendernos, no sabemos dejarnos abrazar y acariciar, solo nos enseñaron que para ser amadas debemos ser buenas, lindas, nobles, incansables, siempre sonrientes, todo unas super mujeres y sobre todo nunca intensas ni reclamonas.

A diferencia de unas pocas mujeres y de la mayoría de los hombres, hay quienes no sabemos el valor que tenemos porque nadie nos ha enseñado que lo tenemos y lo valiosas que somos. Porque socialmente “lo más bonito de una mujer” siempre va a ser su lado dócil, no el lado que reconoce su valor, su autoestima, no el lado fuerte, ni el empoderado.

Sólo para reflexionar: ¿y qué pasa si no nos damos el amor y cuidado que merecemos? Pues que cuando llega un chico a nuestras vidas a ofrecernos solo un poco, a apapacharnos poco y a cuidarnos nada, sentimos que él es nuestro destino, nuestro príncipe azul y nos proyectamos en una vida de ensueño, vestidas de blanco, con hijos, con un super carro y bueno, lo que sigue en esta película lo armamos en nuestra cabeza. De hecho, en la realidad no queda mucho a la imaginación: el príncipe se vuelve indiferente, comienzan los malos tratos, empieza a cambiar y cuando menos nos damos cuenta estamos metidas de cabeza dentro de la estafa sin necesidad de que él haga más.

Más que una recomendación, te invitamos a que fortalezcas tu amor propio, a que no te conformes con poco, a que comprendas que mereces más de lo que a simple vista pueden ofrecerte y que no te satisface plenamente y por supuesto a tener mucho cuidado con el uso de las redes sociales.

El mundo está lleno de estafadores emocionales que vienen a robarnos nuestro brillo utilizando un sistema que todo el tiempo nos incita a no amarnos.

¿Crees que tú o alguien que conoces está casado/a con un/a estafador emocional? Acude a PADMA TERAPIA PSICOLOGOS donde te ayudaremos a identificar y trabajar en ti mismo/a para poner fin a la estafa.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *